¡ BUENAS NOTICIAS !



Estimados enlaces y mediadores del Programa Nacional Salas de Lectura:


Reciban un saludo muy afectuoso de Laura Emilia Pacheco, Directora de Publicaciones, y la noticia de que el Programa Nacional Salas de Lectura (PNSL) de la Dirección de Publicaciones del Conaculta fue seleccionado por el Centro Regional para el Fomento del Libro en América Latina y el Caribe (CERLALC) como modelo para difusión en Latinoamérica, distinción que corrobora su éxito tras 15 años de haberse iniciado su operación.

El PNSL se integra al Portafolio Regional de Proyectos de Lectura, para América Latina (Porleer), una estrategia para divulgar experiencias exitosas de promoción de lectura en la región latinoamericana, desarrolladas localmente en los países que integran el CERLALC. La iniciativa trabaja también en la búsqueda de financiamiento para la expansión de estos programas en diversos espacios internacionales.

Lo que sigue es que se realizará la más amplia difusión de nuestro Programa en los 21 países miembros de este organismo y se asesorará a los países interesados para instalarlo, con la ayuda de Conaculta.

El CERLALC es un organismo intergubernamental del ámbito iberoamericano bajo los auspicios de la UNESCO, que trabaja por el desarrollo y la integración de la región a través de la construcción de sociedades lectoras.

Quisimos compartir con todos ustedes esta buena noticia, porque Salas de Lectura llega a este merecido reconocimiento gracias a la labor de nuestros mediadores, pero también a la coordinación entre instituciones y su trabajo como enlaces.

Saludos muy afectuosos.





Socorro Venegas
Directora General Adjunta
de Fomento de la Lectura y el Libro
Dirección General de Publicaciones





Paseo de la Reforma No. 175 Piso 3
Col. Cuauhtémoc
Delegación Cuauhtémoc
C.P.06500 México, D.F.
Teléfono: (55) 41 55 06 86
Ext. 9686
Fax. 41 55 06 60
Cel. 044 55 23 35 29 33






http://www.cerlalc.org/


Dos cafés juntos: Café-Poesía y Café literario "La edad de oro"

Un sábado de encuentro de varias salas de lectura, el encuentro fue gracias a la invitación del coordinador Fernando de la Cruz, quien invito a la sala de lectura de las Hermanas Pérez Mejia, este fue un gran pretexto para que otros promotores también asistieran a la sesión: Margarita Cardeña, Varónica Garcia y Francisco Lope.

Un gran sábado lleno de buenas lecturas de poesía.

¡Muchas gracias Fernando por este encuentro!






...

Ciudades y libros

Ileana Garma. ©




Mérida, o la ciudad blanca, o la ciudad astillada por el sol, es el sitio donde te desvaneces mil tardes y le tienes miedo al medio día; tomas botellas y botellas de agua que se desparraman a través de los poros, sobre el espejo, sobre las paredes, en ventanas que abres para comprobar que no estás en el infierno ni pagando pecados, frente a terrazas que te aseguran que sí, que estás condenando.

El sol es una culebra que inyecta su veneno a todos los transeúntes; la gente se detiene en las esquinas para secarse el sudor con la mano, no pueden ver más allá de sus pies porque la luz da latigazos que les hacen recordar que están solos y tienen que caminar con la cabeza agachada. La gente avanza con ropas coloridas-descoloridas, deja su sal en los asientos del camión, bebe agua y siempre la temperatura les come las amígdalas, la espalda, la frente y, a cada instante, el calor les recuerda que tienen que huir hacia la oscuridad, hacia las viviendas espesas que se achican y gotean debajo de la mano demoledora de un rey implacable.

¿Cómo entonces salir a jugar y correr y agitar las manos? No, yo prefería resguardarme bajo techos altos, entre mapas, anaqueles de libros, y palabras como una ola sobre el pecho.

No necesitaba más que tomar un libro, acomodarme en el sillón, subir los pies, tener cerca una jarra de agua fresca, y era entonces, sólo entonces, cuando comenzaba la aventura. ¿Para qué sudar con los demás chicos, tras una pelota, jugando dieciocho, pesca-pesca o escondidillas? Yo prefería viajar con Sandokan para rescatar a su padre y a la perla de Labuan, temer que lo capturaran en la jungla, escapar a su lado, ocultarlo del peligro. A veces, en ese instante que hay entre una página y otra, miraba con el rabillo del ojo las estanterías repletas de personajes y, como Bastián, de La historia interminable, me preguntaba qué estarían haciendo todos ellos mientras nadie los leía, me preguntaba también que si no fuera yo quién tomaba el libro, sino otro chico y así, ¿le contarían la misma historia que para mí estaban representando?

Levantaba la vista y afuera, la ciudad como en estado de sitio a causa del calor…

Hay personas que adoran los deportes extremos, que comprenden que la vida no es más que un instante, aunque no te incendies, terminarás por ser ceniza, polvo del polvo. Estas personas emprenden a veces largas travesías por lugares desconocidos, atraviesan desiertos, se sumergen en las cuevas nocturnas de los océanos, vuelan sobre la cordillera, bajan a toda velocidad por montañas nevadas y son picados por serpientes venenosas, aman la vida, son eróticos, nunca se suicidarán.

Y todas estas vidas, también las vive el que lee, y se hace más viejo con cada lectura; a veces mata, engaña, mutila, esconde, escapa, se pierde y llora, otras veces conoce mujeres hermosas de belleza intocable, sutiles o exóticas como Niobe de El tambor de hojalata o como la Julie Vairon que nos describe Doris Lessing. El que lee viaja todo el tiempo y llega a la campiña francesa, a la playa de Pavese, a la India de Naipaul, a la guerra de Mouawad, de Hemingway, de Robert Graves, al Castillo de Bomarzo, a miles de castillos o ese cuarto enfermo donde Raskolnikov no puede más. Y para todos los personajes hablan, según la propia capacidad del lector, porque leer no es acto pasivo, tiene que ver con nuestra propia historia, las experiencias que nos han hecho hablar de la manera en que hablamos, los hábitos que nos sujetan al café de las seis de la mañana, al cigarrillo de la tarde, a la telenovela de las nueve. Y de cada historia, idéntica en apariencia para todos, el lector obtiene una propia, única, personal, significativa, donde sus propias historias de amor y desamor, sus propias aventuras o desastres, se hermanan a los que el personaje está viviendo en ese instante, y el libro surge como un espejo.

Leer en esta ciudad, es una de las mejores maneras de divertirse, no se gasta corriente, no hay que pagar ninguna entrada, avanzar en el tráfico o tomar un camión, no se necesita ropa especial, equipo profesional, goggles, no hay que ahorrar durante meses y lo mejor, es que no terminarás sudando, maldiciendo al sol o al calor. No requieres ni siquiera de un sillón de piel con almohaditas, puedes leer sobre la cama, en la hamaca, en la alfombra, sobre las baldosas, en una mecedora, en el baño o incluso de pie; es por eso que no entiendo a la gente que se aburre viviendo en la ciudad blanca.



Texto: Muro personal de Ileana Garma en Facebook. Fotografía: Lorena Escamilla.

INVITACIÓN

"REFLEXIONES SOBRE EL BICENTENARIO DE LA INDEPENDENCIA"
Mesa redonda. Participan: David Miklos y Edgar Santiago Pacheco
Modera: Jorge Cortés Ancona
Martes 14 de septiembre de 2010, a las 17:00 horas
Sala de Arte del teatro Mérida.
ENTRADA LIBRE



EDGAR SANTIAGO PACHECO. Doctor en Filosofía, por la Universidad de Hamburgo Alemania; Maestro en Bibliotecología y estudios de la Información por la Universidad Nacional Autónoma de México; Maestro en Ciencias Antropológicas opción Etnohistoria, por la Universidad Autónoma de Yucatán; especialización de dos años en bibliotecología por la UADY. Autor del libro Cambio y continuidad al final de periodo colonial en Yucatán (1797-1827): Iglesia y gobierno. Hannover, Alemania: Verläg für Ethnologie, 2006. Autor de diversos artículos y ensayos para revistas especializadas y de divulgación; ha asesorado y dirigido diversas tesis y monografías, ha ejercido la docencia en la Facultad de Ciencias Antropológicas y la Facultad de Educación de la UADY, a nivel Licenciatura y Maestría, asimismo ha impartido diversos cursos sobre bibliotecología e Historia. Responsable de la Biblioteca de Ciencias Sociales, Económico-administrativas y Humanidades de la UADY, desde 2006 hasta la presente fecha, adscrito a la Dirección General de Desarrollo Académico de la Universidad Autónoma de Yucatán.

.



DAVID MIKLOS (San Antonio, Texas, 1970) Vive y escribe en la ciudad de México, lugar en el que creció. En Tusquets Editores ha publicado, entre otros títulos, La gente extraña, La piel muerta, su primera novela, y Una ciudad mejor que ésta. Antología de nuevos narradores. Ha sido editor de varias publicaciones periódicas y ha colaborado con cuentos, reseñas y artículos variopintos en suplementos y revistas culturales de México y España. Actualmente es jefe de redacción de la revista de historia internacional Istor, publicación de la División de Historia del Centro de Investigación y Docencia Económicas; consejero literario de la revista de artes La Tempestad y director de la revista de creación y crítica trimestral Cuaderno Salmón.

Un pretexto para dar un paso al frente.



ENCUENTRO REGIONAL DE ENLACES ESTATALES DEL PROGRAMA NACIONAL DE SALAS DE LECTURA

MÉRIDA, YUCATÁN 26 Y 27 DE AGOSTO DEL 2010

BIENVENIDA.





Antes que nada les damos la bienvenida a este su Estado y también su casa. En estos dos días deseamos ofrecerles un espacio ideal para que juntos compartamos nuestras experiencias respecto a las diferentes actividades de promoción de la lectura que se realizan en los estados de la región, con el fin de enriquecer el trabajo que hacen los medidores; deseamos también conocer los diversos procesos de fomento a la lectura y las herramientas que utilizan en sus comunidades para la promoción del libro, sus problemas, miedos, obstáculos, al igual que sus éxitos, su aprendizaje y sus proyectos tanto presentes como futuros.


En el 2003 comenzamos en Yucatán a vivir esta andanza, en la que no sabíamos qué nos deparaba, ahora después de siete años, podemos decir que tenemos 158 salas registradas pero… estamos entre amigos y vamos a platicar de los problemas, como en nuestro Estado el hecho que 68 salas hayan dejado de funcionar por diferentes circunstancias, las cuales estamos tratando de recuperar poco a poco, abriendo puertas, posibilidades, alternativas para que estos 68 continúen estando al lado de los mediadores en sus nuevos proyectos. Estamos en franca disposición de recuperar la confianza de estos 68 mediadores que se apartaron del programa y la única manera de hacerlo es trabajando, continuando con esta labor tan difícil, pero inmensamente recompensada cuando un lector, (por lo menos uno) toma un libro por su cuenta y lo hace suyo.


Gracias al apoyo de la Coordinación Nacional del Programa de Salas de lectura, de la Subdirección General de Literatura y Promoción Editorial del instituto de Cultura de Yucatán, podemos ir haciendo nuestro trabajo, trabajo de escritorio, que pareciera estar lejano de las experiencias que viven cada uno de los promotores. Este tipo de encuentros en donde compartimos herramientas precisas, profesionales y las más importantes que son las vivenciales, nos hacen ver que desde nuestro escritorio podemos hacer más impulsando, divulgando y fomentando el trabajo de cada coordinador y de sus lectores; sus logros por más pequeños que sean son un pasito más hacia adelante en la vida de cada lector y en el futuro de este país.


Aquí en Yucatán hemos ido aprendiendo, discutiendo y analizando, con tropiezos de todo tipo y hemos salido adelante, pero estamos, y eso se ve en todo el país, en la nobleza implícita de este programa que va creciendo y dejando huella; ahora, por lo que vemos, es cada vez más firme y con mayores alcances.


Como dijeron en el Taller - Puente 1 que realizamos apenas la semana pasada en el municipio de Ticul, el mayor logro es que los mediadores se hayan ido con más preguntas que respuestas, con nuevos mecanismos, con más proyectos y con experiencias ajenas que las hicieron suyas. Estamos seguros que este encuentro con todos nuestros amigos de la zona sureste será aún más intenso y llegaremos a la única meta que necesitamos: aprender.


La vanguardia se da gracias a la búsqueda, al constante enfrentamiento con el presente y la realidad y el saber volver sobre nuestros pasos para aprender y analizar lo que hemos hecho, lo que hacemos, aprender de nuestros errores y superarlos con aciertos.


De hecho este trabajo de reanalizar lo logrado es más que nunca necesario, ahora que nuestro país está pasando por una etapa francamente difícil, la mejor arma que podemos tener y que podemos darle a nuestros seres queridos y a la gente de nuestras comunidades es el poder de la palabra. Que el lenguaje por medio de la voz, de la fantasía y de los libros se vuelva una fuerza y con eso amigos, estamos seguros ya habremos hecho mucho por el sureste, que está tan llena de misticismo, de belleza, de historia, de héroes rememorados y cientos de héroes desconocidos. La mejor manera de proteger toda la magia que estas tierras tienen es por medio de la defensa del lenguaje, de los lenguajes, ya que bien sabemos éstos son muchos, y nosotros que estamos inmersos en el leguaje especifico de la lectura y los libros, también impulsamos los diversos lenguajes del arte.


¿Y para que impulsar esos lenguajes en particular el de la lectura y la literatura? Para que nuestros lectores se apropien del lenguaje de otros y lo transformen en sus propios códigos. Podrán perder todo, pero su identidad, sus intenciones y sus conocimientos serán solamente de ellos. Como diría Gregorio Hernández “[…] para convertirse en autor y actor de su lugar en el mundo”.


¡Pues bienvenidos sean amigos todos a esta su casa!


Continuemos quitando prejuicios y pobrezas culturales. Somos promotores y somos parte de un programa nacional de fomento a la lectura, somos una opción cuando puede parecer que no haya alguna, es hora de ponernos a trabajar para liberar a más personas por medio de la lectura.



Coordinación Operativa del
Programa Nacional de Salas de Lectura en Yucatán

...

Primer encuentro regional de promotores de lectura


Con la participación de promotores de lectura de los Estados de Chiapas, Oaxaca, Tabasco, Campeche, Quintana Roo y Yucatán, hoy se inaugurará el primer encuentro regional de enlaces estatales de la zona sur-sureste del país, informó ayer la coordinadora estatal de salas de lectura, Ligia Ortega Jiménez.


El encuentro se realiza con el apoyo del Instituto de Cultura de Yucatán y la Dirección General de Publicaciones del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes.


El objetivo del evento es consolidar las acciones de promoción a la lectura que realizan los mediadores de los estados en forma voluntaria.


Indicó que los representantes de cada estado presentará un muestreo de algunas de las acciones que ponen en práctica para el fomento a la lectura. Precisó que Yucatán estará representado por las mediadores Delta y Alejandrina Pérez Mejía, de la sala de lectura Café literario la edad de oro, y por Mirza Herrera Salazar, de la sala de lectura itinerante del municipio de Kanasín.


En Yucatán hay 160 salas de lectura, de las cuales 98 operan de manera regular.
También se dará inicio a la activación de las salas de lectura que laboran en los espacios de las casas club de Coraza Juvenil, organización cuyo objetivo primordial es la prevención de todo tipo de adicciones y conducta antisocial en nuestro estado.




(Víctor Lara Martínez)

Visitas

Síguenos por correo electrónico

ACADEMIA MEXICANA DE LA LENGUA

DICCIONARIO DE LA LENGUA ESPAÑOLA

DICCIONARIO DE LA LENGUA ESPAÑOLA
Vigésima segunda edición

Entradas populares

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails